Tostada de morcilla y manzana con huevo frito {Con un par}


Buenos días!. De nuevo estamos por aquí con el reto mensual #conunpar en el que, como sabéis, el ingrediente de nuestras recetas es el huevo. Este mes nuestro huevo viene frito o a la plancha.



Yo no sé a quién se le ocurrió echar un huevo en una sartén pero tuvo una idea ... espectacular. Sobre el origen de esta forma de cocinar el huevo sí que parece que se remonta a cuando se domesticó la gallina, primero en India y luego en Egipto y que el primer huevo frito se hizo allá por el año 1000 AC.
Como todo, freír un huevo tiene su ciencia. A cada cual le gusta de una manera y mucha gente dice que no permite que nadie le fría un huevo pues solo él lo hace a su gusto. En teoría, un huevo frito debe tener la yema líquida y la clara cuajada con los bordes tostaditos. Digo en teoría porque hay quien lo prefiere sin esos bordes tostados que se suelen llamar puntillas o con la yema más cocinada o con la clara más cruda...  En fin, en todo caso y al margen de los gustos,  para freír huevos con éxito hay un par de consejos a seguir:

- El huevo debe ser fresco (por su calidad y porque se rompe menos la yema)
- Debe estar a temperatura ambiente (varias horas)
- Debe echarse en aceite de oliva limpio y muy caliente (120ºC).
- Salarse ya hecho, servido en el plato
- Comerse recién hecho para evitar que se torne aceitoso

He ahí la base. Yo lo echo con el aceite humeando. Se fríe enseguida la clara (no me gusta cruda) y la yema se queda líquida. Además por contraste entre temperaturas del huevo y el aceite salen unas puntillas preciosas y ricas. No he medido nunca la temperatura del aceite pero seguro es más de 120ºC.

Yo hoy para mi receta he traído huevos fritos de codorniz. Cascar un huevo de gallina es muy fácil: Basta un golpe seco sobre la cáscara y se parte fácilmente en dos pero el huevo de codorniz no es tan sencillo. Tiene la cáscara quebradiza y la telilla interior se resiste a romperse con un simple golpe contra el canto de cualquier vajilla como sucede con el de gallina. ¿Y como romper un huevo de codorniz fácilmente?. Desde que lo vi hace años, utilizo un cuchillo de punta: coger el huevo entre los dedos índice y pulgar y darle unos golpes con el cuchillo para quebrar la cáscara, luego con la punta cortarlo un trocito para poder abrirlo.
También se puede abrir bien con un golpe seco pero con el filo de un cuchillo afilado.
Y últimamente, en un supermercado al que voy habitualmente me ofrecieron la tijera especial para abrir huevos de codorniz que funciona fenomenal.


La receta que traigo es una de esas recetas que se quedan pendientes "in eternis". La vi hace unos meses en el Facebook de "Gastronomia práctica" y este es el momento en que se queda conmigo...Combinación de sabores (dulce, salado, ácido)  y texturas (crujiente, agradablemente pastosa, cremosa). Se prepara en un periquete y está deliciosa.


Vamos con la receta:

Tostada de morcilla y manzana con huevo frito

Ingredientes (6-7 tostadas medianas o más según tamaño):

1 morcilla de arroz
1 manzana golden pequeña
1 cucharada de azúcar blanco
Una cucharada de mantequilla
6 huevos de codorniz (en todo caso 1 para cada tostada, salgan las que salgan)
Vinagre de módena
Aceite de oliva virgen extra

Elaboración:

Cortar la manzana y la morcilla peladas como para tortilla.
Poner una sartén al fuego con la mantequilla
Añadir la manzana junto con el azúcar y cocinar unos minutos hasta ablandarse
Añadir la morcilla y seguir cocinando hasta que esté toda la mezcla tierna, bien cocinada. Reservar
Cortar unas rebanadas de pan (yo puse un rico pan de pueblo del de toda la vida, con la miga prieta y la corteza dura).
Tostar el pan en una sartén con una gota de aceite (solo engrasar la sartén). Tostar el pan por las dos caras.
Colocar el pan en un plato y encima repartir la mezcla de morcilla y manzana reservada.
Poner otra sartén al fuego con abundante aceite de oliva de buena calidad. Dejar que se caliente hasta humear. Freír el huevo de codorniz unos segundos. Se fríe enseguida. Retirar a un plato que escurra un poco de aceite.
Repetir friendo cada huevo
Colocar un huevo sobre cada tostada (no puse sal al llevar tantos sabores y no le hace falta) y regar con unas gotitas de un buen vinagre de módena.


Vista mi aportación de este mes y con lo que me gustan los huevos fritos ¡estoy deseando ver lo que se fríe por las cocinas de mis compañeras de reto!!. Este mes nos falta Carmen (tia Alia) y desde aquí le mando un beso muy fuerte. Vamos pinchando enlaces!!!!!:

Neus (Cocinando con Neus)
Yolanda (Cocido de sopa)
Paula (Con las zarpas en la masa)



Informacion sobre el huevo frito extraída de aquí y aquí

Cochifrito {Reto Bardaji}


Primer jueves de mes. Hoy nos acercamos de nuevo al mundo del chef aragonés Teodoro Bardají. Este mes me han tocado las carnes y he elegido el Cochifrito. Según reza el libro "La cocina de ellas" (1935) sobre el que cada mes #foodbloggersaragon elaboramos un menú completo, "el cochifrito es un guiso especial de Navarra, que consiste en freír uno de sesos incomparables corderos que se llaman de tres madres, y que son, sin duda, lo mejor que la tierra produce en esta clase de carnes."
Yo lo he preparado con ternasco de Aragón, con la paletilla exactamente. Quedó jugoso y muy rico.

Vamos con la receta:

Cochifrito

Ingredientes:

Una paletilla de cordero troceada (yo lo hice con ternasco de Aragón)
Manteca de cerdo
1 cebolla
2 ó 3 dientes de ajo
Perejil
1 Cucharada de pimentón
Pimienta negra molida
Sal
Un vaso de agua
Un poco de vinagre o limón

Elaboración:

En la sartén poner la manteca y cuando esté caliente poner los trozos de cordero. Saltear hasta que estén dorados. Añadir las cebollas y los ajos picaditos. Salar. Añadir también el perejil.
Cuando la cebolla haya tomado color incorporar la cucharada de pimentón y la pimienta molida.
Remover bien el conjunto y añadir el agua. Hacer a fuego muy vivo hasta que el caldo esté completamente reducido Y se vuelva a refreír el cordero.
Este momento añadir unas gotas de buen vinagre o el jugo de un limón. Tapar durante 10 minutos al lado del fuego y se sirve.
Es muy importante tener en cuenta que después de frito y cocido el cordero tiene que resultar seco, semejante a una fritada o fritanga.


Y ahora veamos otros platos de este Menú Bardají en las cocinas de:

Paula (Con las zarpas en la masa)
Marisa (cocinando en Mislares)

Cristina (By Persemoon) y
Susana (Delantal o mandil)

All i pebre de rape


Buenos días. Hoy la receta va de guisos típicos españoles, del Levante para más señas: un All i pebre de rape. All i pebre significa ajo y pimentón en valenciano. y ya solo por llevar estos dos ingredientes ya promete el guiso. Pero si ademas le echamos unas almendras fritas y un poco de pan frito y lo machacamos en el mortero pues ya os podéis imaginar cómo estará el plato. Para mojar pan. El más típico es el de anguila pero yo lo prefiero de rape o de rape con gambas.  Hoy no le he puesto gambas pero gana mucho con ellas. Os aconsejo incluirlas (luego indico cómo).


Para prepararlo, he aprovechado  el último artículo que me envió Pyrex como blog recomendado. Se trata de una sartén con tapa de la gama Pyrex Atraction. La gama la componen una variedad de sartenes y cazos de varios tamaños, antiadherentes y de fondo grueso que distribuye muy bien el calor. Pero, al margen de estas cualidades que suponen hacer el trabajo y la limpieza más fácil, lo mejor es su mango magnético desmontable. De sartén con mango para cocinar en el fuego a la mesa directamente  para servir separándolo fácilmente.  Podéis echar un vistazo a todas las opciones en la web de Pyrex aquí. Un gran invento para facilitar la vida diaria en la cocina.


Si queréis echar las gambas pelarlas y quitar el intestino. Con cabezas y cáscaras preparar un concentrado de marisco: poner las cabezas en una sartén o cazuela con mantequilla y dorarlas bien. Añadir medio vaso de caldo del que vamos a utilizar y machacar un poco las cabezas para extraer el jugo. Colarlo y echarlo en el guiso junto al resto del caldo.
Las gambas peladas salarlas un poquito y echarlas cuando queden 2 minutos para terminar.

Vamos con la receta:

ALL I PEBRE DE RAPE

Ingredientes (4 personas):

1kg de rape aproximadamente
Gambas
2 cucharadas de pimentón
800gr de patatas (4 grandes)
100gr de aceite de oliva virgen extra
1 1/2 cabezas de ajos
2 ó 3 guindillas (opcional pero está mejor con un punto picante. A gustos)
1 litro de caldo de pescado
1 rebanada de pan casi duro
Hojas de perejil
40gr de almendras fritas (un puñadito)

Elaboración:




En una cazuela poner el aceite y cuando se caliente freír el pan. Tostarlo por ambos lados, sacar y reservar.
Poner en un cazo el caldo a calentar pues lo necesitaremos caliente.
Pelar las patatas, lavar y cortar en trozos chasqueándolas. Reservar.
Darle un golpe con la parte plana del cuchillo a los ajos y echar al aceite. Añadir las guindillas si se van a poner.
Cuando se doren los ajos retirarlos y dejar 2.
Añadir 2 cucharadas de pimentón dulce y remover rápido para que no se queme.
Seguido añadir 4 vasos de caldo caliente.
Cuando empiece a hervir añadir las patatas que tenemos troceadas. Cocer 20 minutos.
En un mortero majar las almendras fritas con 3 de los ajos que hemos sacado de la cazuela. Añadir tambien el perejil troceado, un poco de sal y el pan frito troceado. Reservar.
Pasados los 20 minutos añadir a la cazuela el rape, previamente sazonado,  las gambas peladas y el majado de almendras y pan. Cocer 10 minutos a fuego medio.
Rectificar de sazón y dejar que repose el guiso 10 minutos antes de servir.



Besos de chocolate {galletas de mantequilla al chocolate}


Después de dos entradas saladas traigo un rico dulce. Hace unos días recibí un regalo sorpresa, un libro de recetas con chocolate:"Chocolate, recetas de ensueño para sibaritas" de Eliq Maranik. Tengo ya varios libros mono temáticos con chocolate pero siempre viene bien uno mas, y otro y otro. Los que sean, todos bien recibidos :))) ¿alguien más piensa como yo? :D. 
Estas son unas galletas de mantequilla con chocolate y azúcar perlado. En el libro se llaman Besos de chocolate. Les añadí el toque de vainilla. 


Son unas galletas fáciles de hacer, no hace falta cortador ni enfriar ni estirar la masa, por lo que se preparan bastante rápido. Y aguantan varios días en una lata. Muy recomendables.


Vamos con la receta:

Besos de chocolate


Ingredientes (unas 50 galletas):

200gr de mantequilla a temperatura ambiente
200r de azúcar
1 huevo (y otro más para pintar)
1 cucharada de vainilla
300gr de harina todo uso
1 pizca de sal
5 cucharadas de cacao (30gr)
1 cucharadita de levadura (polvo de hornear)

Para decorar: azúcar perlado

Elaboración:

Batir juntos mantequilla y azúcar hasta conseguir una mezcla cremosa. Añadir el huevo. Batir de nuevo hasta que quede bien mezclado.
Tamizar juntos harina, cacao y levadura junto con la sal y echar sobre la masa anterior. Mezclar bien con una espátula . Si se usa un robot tipo Kitchen Aid, con el accesorio pala.
Si es necesario terminar de amasar con las manos sobre la mesa enharinada.
Cubrir de papel film y dejar reposar durante una media hora.
En este tiempo de reposo poner a precalentar el horno a 190º C
Pasado el tiempo de reposo, extender la masa con un grosor de unos 2 cm o 2,5 cm y cortar churros de masa a lo largo que pondremos en una bandeja de horno sobre un papel de hornear.
Aplastar los churros un poco con las manos para que se queden de un grosor de algo menos de 1cm y pintar con el huevo. Espolvorear encima el azúcar perlado
Hornear durante unos 10 minutos.
Yo hice toda la masa en 2 tandas.
Sacar y reposar 5 minutos. Cortar al biés aún caliente la masa y dejar enfriar del todo sobre una rejilla.

Tiesas recién horneadas, quedan tiernas tras unas horas de reposo.

Receta adaptada del libro "Chocolate, recetas de ensueño para sibaritas" de Eliq Maranik. Ed H.F. Ullmann

Tortilla de patata con pulpo al estilo gallego para {Con un par}

Buenos días!!!. De nuevo por aquí con el reto #Conunpar. Este mes os traemos tortillas. 


La tortilla es una de las preparaciones hechas con huevo más socorridas para el día a día. Podemos preparar tortilla de cualquier cosa que nos guste, de cualquier resto que tengamos por la nevera.  Cualquier combinación está bien siempre que nos gusten los ingredientes: carnes, embutidos, verduras, pescados, e incluso dulces... Mi aportación de este mes es una tortilla que tira para gallega, con pulpo, pimentón y ajo. Espero que os guste...

Vamos con la receta:

Tortilla de patata con pulpo al estilo gallego

Ingredientes (para sartén de 24cm):

4 patatas medianas
4 huevos tamaño L
2 patas de pulpo cocido
1 cucharada de pimentón dulce (o picante si se quiere, o mitad y mitad)
1 diente de ajo muy picado
2 cucharadas soperas de salsa de tomate espesa
Sal y aceite de oliva virgen extra.

Elaboración:

Pelar las patatas y cortar para tortilla.
Poner aceite abundante y cubra bien el fondo de una sartén profunda donde quepan bien y llevar al fuego fuerte. Cuando el aceite esté caliente echar las patatas ya cortadas y freír. Ir dando vueltas para que se cocinen por igual.
Ir dando vueltas y cuando estén bien impregnadas de aceite salarlas.
Mientras se cocinan las patatas cortar en rodajas bien finitas las patas de pulpo cocido y pelar y picar muy fino el ajo. Reservar.
Cuando las patatas estén ya hechas ir poniendo otra sartén al fuego con un poco de aceite. 
Poner en un escurridor las patatas con un plato debajo (aprovecharemos el aceite que escurran).
Cuando esté bien caliente el aceite echar las rodajas de pulpo y dorar por ambos lados (si no está muy caliente se recocerán más que dorarse).Tarda poco. Poco antes de ir a sacarlo, salar y echar el pimentón. Retirar enseguida del fuego y remover para que el pimentón no se queme. 
Echarlo al escurridor junto con las patatas. 
En la sartén donde hemos hecho el pulpo poner el tomate y remover. Cuando esté caliente poner el ajo picado, dar unas vueltas y echar también con las patatas y el pulpo.
Aparte en una fuente grande batir bien los huevos, salar y echar todo el preparado que está escurriendo. Mezclar bien.


Coger una sartén de 24cm, en la que vayamos a cuajar la tortilla y poner al fuego fuerte. Cuando esté caliente echar 2 ó 3 cucharadas de aceite (del que han escurrido los ingredientes) y seguido echar la masa que tenemos en la fuente con el huevo.
Para dejar con un punto tierno por dentro: Mantener a fuego vivo hasta dorarse (un minuto) y luego bajar un poco la fuerza del fuego para evitar quemarse.
Luego con la ayuda de un plato más grande que la sartén girarla y recolocarla de nuevo en la sartén para cocer por el otro lado. De nuevo a fuego fuerte primero y a fuego más bajo después (ver notas).


Ahora os invito a ver las tortillas que traen mis compañeras. Pinchad en sus nombres para ir a sus blogs:

Carmen (Recetas de tia Alia)
Neus (Cocinando con Neus)
Paula (Con las zarpas en la masa) y
Yolanda (Cocido de sopa)


Notas:

Si la tortilla os gusta bien cuajada debe hacerse a fuego medio durante un tiempo, unos minutos (por cada lado).
Si la tortilla os gusta que quede dorada por fuera y tierna por dentro habrá de hacerse en menos tiempo a fuego fuerte. Así se dora el exterior y el interior se queda menos cocido, menos cuajado.

Empanadillas de pisto con atún {de Teodoro Bardaji}



Cambio de mes y primer jueves, así que aquí estamos las #foodbloggersaragon con nuevas recetas de nuestro reto mensual de Teodoro Bardají y su libro "La cocina de ellas". Como sabréis entre todas componemos un menú varia y este mes yo os traigo unas empanadillas. Bardají propone diversas opciones de relleno para todo gusto: con pasta para croquetas; con salpicón de carnes cocidas o asadas bien picaditas y trabadas con salsa bechamel, española o de tomate; con un refrito de jamón y chorizo, picado y todo ello trabado con puré de tomate; con pescado, mezclado sin la piel y picado con salsa de pescado o bechamel; con escabeche; con sesos cocidos, cortaditos y mezclados con algo de salsa; con espinacas cocidas y rehogadas mezcladas con algunos piñones...   Yo las he rellenado de pisto con atún (he incorporado huevo duro), sugerida en su libro. Siempre las he hecho sólo con atún, huevo duro y tomate pero añadir un pisto... es una buena idea. Mini empanadas para cualquier día como entrante o como segundo plato. Espero que os gusten!!!!  


Vamos con la receta:


Empanadillas de pisto con atún

Ingredientes (10 empanadillas grandes):

Media cebolla grande (o 1 mediana)
1 pimiento verde italiano
Medio pimiento rojo
Medio calabacín
1 tomate grande o 2 pequeños
Atún en escabeche
2 cucharadas soperas de salsa de tomate espesa
2 huevos duros
Aceite de oliva virgen extra
Sal

Elaboración:


Preparar los ingredientes: picar la cebolla y los pimientos. Trocear el calabacín como para tortilla. Pelar el tomate y quitar las semillas y cortar la carne en cuadritos (concasé). Reservar 

En una sartén honda cubrir el fondo con aceite de oliva virgen extra. 
Poner cebolla y pimientos picados en la sartén.  
Llevar la fuego fuerte y en cuanto coja temperatura bajar a fuego medio.
Añadir el calabacín reservado. 
Salar y pochar durante unos minutos.
Cocinar unos minutos dando vueltas y añadir la salsa de tomate. 
Probar y rectificar sazón. Retirar del fuego.
Picar el huevo duro y añadirlo al conjunto. Remover
Dejar enfriar un poco antes de rellenar las empanadillas.

Colocar porciones de la masa anterior en la masa de la empanadilla
Encima poner unos trozos de atún. 
Cerrar y sellar con un tenedor. Seguir hasta terminar con el relleno.

Freír en abundante aceite caliente. Sacar a papel absorbente y servir calentitas.




Y ahora veamos el resto del menú en las cocinas de Cristina,  Marisa, Olga, Paula, Pilar y Susana.

Mini florentinas


Me ha pasado como a Yolanda con esta receta: la última será la primera. Estas ricas galletas que Yolanda aportó a la última cena blogger que organizó en The Singular Kitchen-Pozuelo, Carmen (Tia Alia( a la que no pude asistir, eran una tentación por doble motivo: la pinta que tienen y la recomendación de las asistentes catadoras, de toda mi confianza. Así que en cuanto ella la publicó, quedaron en mi lista de pendientes. Las puse hace unos días en IG pero estas vacaciones de Semana Santa las repetí para inmortalizarlas como se merecen. 
Así que, querida amiga; gracias por compartir :)))))

Vamos con la receta:

Mini florentinas

Ingredientes (para unas 37 galletas tamaño poco más que una moneda de 2€):

90gr de azúcar moreno
90gr de azúcar blanco
50gr de mantequilla sin sal
50gr de nata líquida
125gr de almendra fileteada
50gr de arándanos secos muy picadillos
50gr de naranja confitada muy picadita
1 cucharadita de vainilla líquida o en pasta
1/4 cucharadita de bicarbonato sódico
50gr de chocolate negro

Elaboración:

Preparar 1 ó 2 bandejas con una lámina de papel de horno

En un cazo que vaya al fuego poner los azúcares y la mantequilla. Calentar hasta que se derrita removiendo a menudo. Debe estar todo integrado y disuelto.
Añadir la nata y seguir removiendo sin parar hasta obtener una mezcla suave.
Añadir el bicarbonato y la vainilla. Remover bien.
Añadir la almendra, naranja y arándanos preparados y remover el conjunto. Debe quedar todo bien integrado y una masa espesa y pegajosa.

Con una cucharita ir cogiendo porciones de masa y colocando una junto a otra sobre el  papel de horno. Yo lo hice con 2 cucharitas ya que como digo, la masa es muy pegajosa. Así quedaron perfectas.
Una vez hechas todas cubrir con un trozo de papel film y llevar a la nevera durante al menos 1 hora.

Derretir el chocolate al baño maria o en el microondas

Sacar las galletas, despegar del papel con ayuda de una espátula si es necesario, cubrir la base con el chocolate derretido y luego recolocarlas en su lugar para volver a llevar a la nevera durante al menos otra hora y que dé tiempo a solidificarse el chocolate y la masa. Pasado este tiempo ya se pueden degustar sin más cuidados.



Receta copiada completa del blog de Yolanda aquí

Japanese cheesecake


Otra tarta de queso para el recetario de este blog. Y ya son 30. Esta tarta de queso japonesa de algodón es uno de los clásicos más clásicos de la Red. Siendo tan fan de las tartas de queso aún no entiendo cómo ha estado tanto tiempo en “pendientes”... Pero todo llega y le llegó el turno. Aunque la he visto mil veces no dejó de sorprenderme la esponjosidad que tiene. Lo más parecido a esa tarta de queso que venden junto a los yogures en los supermercados. Además a los niños les encanta.



Vamos con la receta:

JAPANESE CHEESECAKE

Ingredientes:

400gr de queso crema a temperatura ambiente
50gr de azúcar
60gr de mantequilla a temperatura ambiente
6 huevos L separadas yemas y claras
200gr de nata espesa a temperatura ambiente
1 cucharadita de pasta de vainilla
2 cucharaditas de zumo de limón
80gr de harina
100gr de azúcar
azúcar glas para espolvorear
Mermelada de fresa o de fresa y ruibarbo para acompañar.

Elaboración:

1. Engrasar un molde desmontable de 23cm y cubrir con papel de hornear. Para ello cubrir la base con un trozo redondo a medida y los laterales cubrir de modo que sobresalga 5cm pues crece mucho en el horno. Lo pondremos al baño maria por lo que hay que cubrir bien la base con papel de plata de modo que nos aseguremos que luego no entrará el agua (yo utilizo un papel más ancho que venden para barbacoa). Precalentar el horno a 160º C.

2. Poner las claras de huevo en la nevera. En un bol grande batir con varillas eléctricas el queso con los 50gr de azúcar a velocidad media hasta mezclarse bien. Añadir la mantequilla en trocitos y mezclar bien. Añadir las yemas y mezclar de nuevo. Añadir la nata espesa y el zumo de limón y seguir mezclando hasta que la masa esté suave. Añadir la vainilla y mezclarla.  Tamizar encima la harina y mezclar con la espátula .

3. Poner agua a hervir. En otro bol grande (de Kitchen aid si tenéis) montar las claras a punto de nieve en velocidad media. Ir incrementando la velocidad y echar los 100r de azúcar lentamente. Continuar mezclando en velocidad alta durante 3 ó 4  minutos hasta que se formen picos. Debe estar recia y haber doblado el volumen. Añadir 1/3 del merengue a la mezcla de queso y mezclar bien. Luego ir añadiendo el resto del merengue y mezcla ya con más cuidado con movimientos envolventes. Terminar con todo el merengue e integrarlo bien en la masa de queso. Volcar en el molde preparado y darle unos golpes en el mostrador dejándolo caer (sobre un trapo) para eliminar las burbujas de aire que hayan quedado en la masa.

4. Coloca el molde en una fuente profunda y añade agua hirviendo hasta que le llegue el agua a 2,5cm. Colocar en el centro del horno y hornear durante 55 minutos. Baja la temperatura a 150ºC y seguir cociendo durante otros 30 minutos. Introducir una brocheta en el centro para ver si está hecho. no moverlo porque se rompe fácilmente. Apagar el  horno y dejar con el horno apagado 15 minutos. Luego abrir el horno y dejar otros 15 minutos. Sacarla con cuidado del horno y dejar que se enfríe en el mismo molde sobre una rejilla. Ya fría meter a la nevera al menos 3 horas antes de comer.
Sacar para servir y espolvorear azúcar glass encima. Cortar con un cuchillo con la hoja caliente. Acompañar con mermelada de vuestro gusto, aunque las cítricas quedan muy bien.